Feb 032014
 

HearthStone es un juego de cartas coleccionables virtuales de Blizzard. Lleva algunos meses en beta cerrada y hace unos días abrieron la beta de forma que ya puede jugar cualquiera.

Antes de comentar los aspectos del juego, hay que decir que el juego en sí no se parece casi nada al juego de cartas (de cartón) que existía hasta hace unos pocos meses. Para mi, que no lo sabía, ha supuesto una decepción, pero si no jugabas a ése juego no contarás con ése problema.

El juego:

En el juego puedes elegir entre 9 profesiones cuando te dispones a jugar una partida, Mago, Paladín, Guerrero, Sacerdote, Pícaro (asesino), Chamán, Cazador, Brujo y Druida. Cada profesión tiene algunas cartas especiales de ésa profesión y una habilidad que puedes usar durante las partidas. Los mazos de cartas son de 30 cartas, ni más ni menos, 30. Además de las cartas especiales de profesión, existen otras ‘genéricas’ que pueden usar todas las profesiones.

HearthStone

Al comienzo, sólo puedes jugar con una profesión, cuando vayas ganando partidas contra las demás profesiones se irán desbloqueando el resto de profesiones para que puedas jugar con ellas. Todas las profesiones tienen un mazo básico pregenerado que contiene 10 cartas especiales y 20 generales. Cuando vas jugando con una profesión, ésta va subiendo de nivel y cada dos niveles te dan cartas nuevas hasta un total de 20 cartas especiales. En cualquier momento puedes crear tu propio mazo de entre las cartas especiales y generales que tienes al comenzar a jugar a HearthStone.

HearthStone interfaceAdemás de ir consiguiendo las 20 cartas básicas de profesión de cada profesión, cuando vas ganando partidas vas sumando oro. El oro lo puedes utilizar para jugar partidas de Arena (150mo) o para comprar sobre de 5 cartas aleatorias (100mo). Además tendrás misiones diarias y al cumplir con los objetivos que te marcan sumarás oro adicional.

Por último puede romper cartas a cambio de polvo arcano y a su vez puedes usar el polvo arcano para forjar nuevas cartas.

Mi opinión:
Yo llevo algunas partidas, unas 40 ó 50 y debo decir que el juego me gusta y disgusta casi a partes iguales.

Empezando por las cosas que me gustan:
1. El jugo es muy rápido, una partida puede terminar fácilmente en menos de 10 minutos y es raro que dure más de 15.
2. El interfaz es muy intuitivo y limpio.
3. Hay una gran variedad de cartas.
4. Me gusta mucho el modo Arena.
5. No hay nada que puedas comprar con dinero que no puedas conseguir jugando, el dinero es sólo un acelerador.
6. Puedes romper las cartas que no quieras para ‘forjar’ otras que necesites.

Las que no me gustan:
1. No puedes cambiar cartas con otros jugadores.
2. No existen hechizos instantáneos, con lo que las posibilidades de sorprender al rival son pequeñas.
3. El precio de forjar una carta es 8 veces mayor de lo que te dan por romper una carta de la misma rareza.
4. Cuando juegas con amigos, no hay beneficios, por lo que terminas no jugando con ellos e invirtiendo ése tiempo en jugar con extraños, mientras chateas con los amigos.
5. El algoritmo que te busca un oponente ‘digno’ es muy malo.

 Posted by on February 3, 2014

 Leave a Reply

(required)

(required)

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>